Liberman: “A la actividad pesquera le tocó enfrentar un desafío de lo más difícil con la pandemia”

Liberman: “A la actividad pesquera le tocó enfrentar un desafío de lo más difícil con la pandemia”

A manera de balance preliminar del año, el subsecretario de Pesca de la Nación, Carlos Liberman, repasó algunos de los aspectos más complejos que enfrentó el sector a lo largo de 2020 y auguró buenas perspectivas para el futuro mediato.

Mediante una nota de prensa del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, el funcionario reconoció las trabas operativas, logísticas y económicas que trajo aparejada el coronavirus; pero al mismo tiempo subrayó la búsqueda de soluciones.

“Es un año extremadamente complejo. A la actividad le tocó enfrentar un desafío de lo más difícil con la pandemia, que planteó innumerables problemáticas sanitarias, productivas, de transporte, de logística, y también en materia de precios”, dijo.

En ese sentido, destacó tanto el esfuerzo de las empresas del sector, como de sus trabajadores y gremios: “Hemos afrontado en conjunto (los problemas) y lo hemos hecho con muchísima fortaleza. Es un desafío notable”.

“Es un año extremadamente complejo. A la actividad le tocó enfrentar un desafío de lo más difícil con la pandemia, que planteó innumerables problemáticas sanitarias, productivas, de transporte, de logística, y también en materia de precios”, dijo.

Temporada de Langostino, Merluza y Calamar

En cuanto a la zafra del langostino, Liberman expuso que hubo inconvenientes como la baja precios, a la que juzgó como la más importante en la historia de la pesquería tras tocar un piso de 4.600 dólares la tonelada y con la demanda en retroceso.

“Afortunadamente, con el correr de los meses el precio empezó a repuntar y tendió a normalizarse hacia el final de la zafra (en aguas de jurisdicción nacional). Hoy estamos llegando a las 150 mil toneladas de langostino en conjunto”, agregó como dato de capturas.

Al mismo tiempo, reconoció números en baja para merluza en la comparativa interanual y el alza que registró calamar en materia de valores y respuesta del recurso, sobre todo del stock norpatagónico, que ubica norte del paralelo 44° Sur.

“Los números finales son alentadores, si los miramos a la luz de este contexto que hemos vivido. La producción pudo sostenerse, el nivel de exportaciones antes de iniciar el último trimestre del año se encuentra en los 1.300 millones de dólares”, analizó.

Según su mirada, se trata de un escenario de normalidad productiva, en un momento de total anormalidad: “Fue un año de los más difíciles que le tocó afrontar al sector en muchísimo tiempo, sino el más difícil de todos”, marcó sobre el cierre. (PESCARE) #NUESTROMAR

Compartir nota en las redes →

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
Ir arriba