Seguridad de la Navegación: Prefectura retuvo seis buques en diferentes puertos

La Prefectura Naval Argentina, en su rol de Autoridad Marítima nacional, es el organismo encargado de garantizar una navegación segura en las aguas de su jurisdicción. En este marco, y como resultado de las múltiples inspecciones que se realizan, se retuvo a seis buques en infracción en diferentes puertos del país.

La Prefectura Naval Argentina, en su rol de Autoridad Marítima nacional, es el organismo encargado de garantizar una navegación segura en las aguas de su jurisdicción. En este marco, y como resultado de las múltiples inspecciones que se realizan, se retuvo a seis buques en infracción en diferentes puertos del país.

   

El puerto de San Lorenzo fue el escenario de tres inspecciones extraordinarias que dieron como resultado la prohibición de navegar del “Union Erwin” de bandera de las Islas Marshall, del “Cavalier VII” de bandera paraguaya y del “Don Celestino B” de bandera argentina.

Estas embarcaciones estaban amarradas dentro del complejo portuario santafesino y presentaban distintos desperfectos: fuga de aceite y combustible del motor principal, manguera de lucha contra focos ígneos inhabilitada para emergencias, bombas de achique defectuosas y sentina con restos oleosos.

Por otra parte, Prefectura retuvo al buque de bandera argentina “Doña Lucía”, que se encontraba amarrado a la altura del kilómetro 44 del río Luján. La embarcación poseía un motor auxiliar y un generador eléctrico sin declarar, además de otras deficiencias técnicas en sus máquinas.

Otro de los buques retenidos fue el “Callio”, de bandera panameña, que perdió su ancla de fondeo durante una maniobra en Ramallo, provincia de Buenos Aires, mientras transportaba 15.000 toneladas de fertilizante.

Por último, cabe destacar, que miembros de la institución inspeccionaron un buque de bandera panameña llamado “Amber L”, procedente de África que navegaba con destino al muelle de cereales del puerto Punta Alvear (provincia de Santa Fe).

Durante el registro, nuestros inspectores hallaron un pasajero clandestino, de nacionalidad nigeriana de 30 años. Al mismo tiempo, el Amber L presentaba deficiencias en sus medidas de seguridad lo que motivó al personal a retenerlo en puerto y restringir sus operaciones.

Las seis embarcaciones inspeccionadas por la Prefectura Naval Argentina no cumplían con las medidas de seguridad necesarias para salvaguardar la vida de la tripulación. Dichas medidas restrictivas pesaran hasta tanto no se elabore un plan de acciones correctivas para poner en condiciones de navegabilidad todos los buques.

Personal especializado de la Prefectura, a bordo de un guardacostas, logró interceptar la embarcación como resultado de las tareas de rutina que se realizan cotidianamente en la zona. De esta manera, el buque remolcador “Cavalier II”, de bandera paraguaya, transitaba por la vía navegable con nueve barcazas a bordo y varias deficiencias.

Durante la inspección extraordinaria realizada por la fuerza que encabeza Eduardo Scarzello, se hallaron más de 36 faltas tanto en el remolcador como en varias de las barcazas que trasladaba. Prefectura retuvo al buque en puerto hasta que subsane sus deficiencias para garantizar una navegación segura.

Participaron del operativo personal de la Estación de Salvamento, Incendio y Protección Ambiental de la Prefectura Barranqueras (Chaco), inspectores técnicos especializados en seguridad de la navegación pertenecientes a la dotación del guardacostas “Lynch” y efectivos de las Prefecturas Goya y Esquina (Corrientes).

Acorde al Artículo 79 de la Ley de la Navegación, se puso en conocimiento del tema al consulado de la República del Paraguay y a las autoridades pertinentes. (COMEX ONLINE)

06/04/2019 #NUESTROMAR

La Prefectura Naval Argentina, en su rol de Autoridad Marítima nacional, es el organismo encargado de garantizar una navegación segura en las aguas de su jurisdicción. En este marco, y como resultado de las múltiples inspecciones que se realizan, se retuvo a seis buques en infracción en diferentes puertos del país.

   

El puerto de San Lorenzo fue el escenario de tres inspecciones extraordinarias que dieron como resultado la prohibición de navegar del “Union Erwin” de bandera de las Islas Marshall, del “Cavalier VII” de bandera paraguaya y del “Don Celestino B” de bandera argentina.

Estas embarcaciones estaban amarradas dentro del complejo portuario santafesino y presentaban distintos desperfectos: fuga de aceite y combustible del motor principal, manguera de lucha contra focos ígneos inhabilitada para emergencias, bombas de achique defectuosas y sentina con restos oleosos.

Por otra parte, Prefectura retuvo al buque de bandera argentina “Doña Lucía”, que se encontraba amarrado a la altura del kilómetro 44 del río Luján. La embarcación poseía un motor auxiliar y un generador eléctrico sin declarar, además de otras deficiencias técnicas en sus máquinas.

Otro de los buques retenidos fue el “Callio”, de bandera panameña, que perdió su ancla de fondeo durante una maniobra en Ramallo, provincia de Buenos Aires, mientras transportaba 15.000 toneladas de fertilizante.

Por último, cabe destacar, que miembros de la institución inspeccionaron un buque de bandera panameña llamado “Amber L”, procedente de África que navegaba con destino al muelle de cereales del puerto Punta Alvear (provincia de Santa Fe).

Durante el registro, nuestros inspectores hallaron un pasajero clandestino, de nacionalidad nigeriana de 30 años. Al mismo tiempo, el Amber L presentaba deficiencias en sus medidas de seguridad lo que motivó al personal a retenerlo en puerto y restringir sus operaciones.

Las seis embarcaciones inspeccionadas por la Prefectura Naval Argentina no cumplían con las medidas de seguridad necesarias para salvaguardar la vida de la tripulación. Dichas medidas restrictivas pesaran hasta tanto no se elabore un plan de acciones correctivas para poner en condiciones de navegabilidad todos los buques.

Personal especializado de la Prefectura, a bordo de un guardacostas, logró interceptar la embarcación como resultado de las tareas de rutina que se realizan cotidianamente en la zona. De esta manera, el buque remolcador “Cavalier II”, de bandera paraguaya, transitaba por la vía navegable con nueve barcazas a bordo y varias deficiencias.

Durante la inspección extraordinaria realizada por la fuerza que encabeza Eduardo Scarzello, se hallaron más de 36 faltas tanto en el remolcador como en varias de las barcazas que trasladaba. Prefectura retuvo al buque en puerto hasta que subsane sus deficiencias para garantizar una navegación segura.

Participaron del operativo personal de la Estación de Salvamento, Incendio y Protección Ambiental de la Prefectura Barranqueras (Chaco), inspectores técnicos especializados en seguridad de la navegación pertenecientes a la dotación del guardacostas “Lynch” y efectivos de las Prefecturas Goya y Esquina (Corrientes).

Acorde al Artículo 79 de la Ley de la Navegación, se puso en conocimiento del tema al consulado de la República del Paraguay y a las autoridades pertinentes. (COMEX ONLINE)

06/04/2019 #NUESTROMAR

Compartir nota en las redes →

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Ir arriba