Mar del Plata: Prefectura debió intervenir para adrizar al potero Orión 2

El buque de “Cañadón del Puerto SRL” tuvo una serie de averías arriba de la línea de flotación que este lunes lo escoró y apopó sobre el muelle de la Terminal de Cruceros. Bomberos de Prefectura transfirieron lastre para estabilizarlo.

El buque de “Cañadón del Puerto SRL” tuvo una serie de averías arriba de la línea de flotación que este lunes lo escoró y apopó sobre el muelle de la Terminal de Cruceros. Bomberos de Prefectura transfirieron lastre para estabilizarlo.

 

El buque Orión 2 de la empresa armadora Cañadón del Puerto SRL tuvo que ser adrizado por efectivos de Prefectura Mar del Plata luego que sufriera una avería en su casco, arriba de la línea de flotación, mientras estaba amarrado en el muelle de la Terminal de Cruceros del puerto marplatense.

El potero, de 54 metros de eslora y una capacidad de bodega de 350 toneladas, registró daños en la aleta de estribor, que en la mañana de este lunes generó que el barco escorara y apopara debiendo intervenir Bomberos de la Prefectura para equilibrarlo.

“Advertimos varios rumbos y rajaduras en la aleta de estribor”, contó el Prefecto Gustavo Campanini, responsable de Prefectura Mar del Plata, ante la consulta de REVISTA PUERTO sobre el muelle de la Terminal, mientras los bomberos estaban en plena tarea de transferir lastre para que quede adrizado.

“El buque tuvo problemas de maniobras de lastre con la tripulación de guardia por lo que debimos intervenir directamente con nuestro cuerpo de bomberos”, amplió el Prefecto Mayor.

El barco se encontraba en el lugar desde que terminó la zafra de calamar y se especula que los daños se produjeron luego del último temporal que azotó la ciudad y se sintió particularmente en el puerto, con ráfagas de viento que superaron los 80 kilómetros por hora.

No es el primer inconveniente que tiene la empresa armadora, creada a principios de 2013, en el Orión 2. A principios de año un escape de amoníaco demoró el comienzo de la zafra a partir de una denuncia que Prefectura giró a la Fiscalía Federal.

Cuando todas las pruebas habían concluido y se disponía a zarpar para comenzar la temporada, una denuncia anónima daba cuenta de maniobras para hundir al buque en alta mar. “Volvimos a intervenir, a girar la causa a la justicia federal, se verificó y recorrió todo el barco y como no se descubrió nada se autorizó su salida”, remarcó Campanini.

Fuentes de Prefectura reconocieron que las averías podrían ser reparadas a flote, aunque si la empresa propietaria desea que el Orión 2 participe de la temporada de calamar 2018 debe ponerlo en seco, ya que tiene su certificado de navegación vencido. (Por Roberto Garrone – REVISTA PUERTO)

Compartir nota en las redes →

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Ir arriba